saltar al menú principal saltar al menú de temas saltar a contenido saltar a pie de página

Encabezado de Cuidados a Largo Plazo

Los cuidados a largo plazo brindan servicios que ayudan a que las personas con enfermedades crónicas superen las limitaciones que les impiden ser independientes. Ayuda a que las personas mantengan su nivel de funcionalidad en lugar de mejorar o corregir las condiciones médicas. Si las personas padecen enfermedades o discapacidades, a menudo necesitan ayuda con las actividades cotidianas (ADL, por sus siglas en inglés). Estas actividades incluyen baño, continencia, vestimenta, alimentación, aseo y traslado. Las personas con discapacidades cognitivas por lo general necesitan supervisión, protección o recordatorios verbales para realizar las actividades diarias. Los cuidados especializados y los cuidados de custodia son los términos que se utilizan con más frecuencia para describir los cuidados de largo plazo y el tipo o nivel de atención que se necesita.

La elegibilidad de los beneficios no debe ser más restrictiva que la incapacidad de realizar al menos tres de las siguientes ADL: 1.) baño, 2.) continencia, 3.) vestimenta, 4.) alimentación, 5.) aseo, 6.) traslado (capacidad para subir o bajar de la cama, silla o silla de ruedas). Las aseguradoras pueden utilizar las ADL para estipular beneficios adicionales a los mencionados, siempre y cuando aparezcan en la póliza. Sin embargo, un emisor calificado de contrato de cuidados a largo plazo (que se trata en LTCPP más abajo) está limitado a considerar solamente las actividades diarias mencionadas en este párrafo.

El seguro de cuidados a largo plazo está diseñado para ayudar a pagar los gastos de cuidados de salud a largo plazo de una persona. Dependiendo del plan que elija, el seguro puede pagar parte o todos los cuidados.

Cobertura

Las pólizas de cuidados a largo plazo no están estandarizadas. En cambio, las aseguradoras venden pólizas que brindan una serie de beneficios y los contratos pueden ser complicados. Cada aseguradora debe definir sus términos, beneficios y exclusiones en la póliza. También deben ofrecer un "Esquema de coberturas", que ayuda a explicar estos términos al posible comprador.

Usted debe verificar que la póliza brinde los servicios que usted necesita. Algunas pólizas solo brindan beneficios si el asegurado reside en un hogar de ancianos. Otras solo cubren los beneficios a domicilio. Otras pólizas pueden brindar atención en el hogar de ancianos y a domicilio. Muchas pólizas también incluyen cobertura en centros de cuidado diurno de adultos, centros de vida asistida y otros establecimientos comunitarios.

La cobertura de atención médica a domicilio también varía. Algunas pólizas pagan beneficios sólo por cuidados de enfermería especializada realizados a domicilio por enfermeros titulados, enfermeros prácticos con licencia, terapeutas ocupacionales, terapeutas del habla y/o fisioterapeutas.

Al solicitar una póliza de cuidados a largo plazo, usted debe elegir lo siguiente:

  • el monto de beneficio diario,

  • el período máximo de beneficios y

  • el período de carencia que se adecue mejor a sus necesidades.

El beneficio de seguro puede ser un monto fijo en dólares o puede estar establecido como la cantidad de años, meses o días. Usted debe cumplir un periodo de carencias (periodo de espera), que es el periodo de tiempo que debe esperar después de ingresar a un hogar de ancianos o utilizar atención médica a domicilio antes de que los beneficios de su póliza comiencen. El periodo máximo de carencias es de 180 días.

Requisito de Hospitalización Previa

Las compañías aseguradoras que emitan pólizas de cuidados a largo plazo pueden condicionar la elegibilidad de beneficios en una hospitalización previa SOLO por exención de prima, beneficios post ingreso, post cuidados intensivos o recuperables. No pueden condicionar la elegibilidad de beneficios provistos en un centro de atención institucional (psiquiátrica) con respecto a la obtención de un nivel superior de atención institucional (psiquiátrica).

Además, una póliza de cuidados a largo plazo que incluya beneficios post ingreso, post cuidados intensivos o recuperables debe especificar claramente, en un párrafo separado de la póliza con el título "Limitaciones o Condiciones de Elegibilidad de Beneficios", las limitaciones correspondientes y el número requerido de días de ingreso.

Las pólizas vendidas antes de 1992 pueden incluir un requisito de hospitalización. Sin embargo, una póliza o un anexo de cuidados a largo plazo que condiciona la elegibilidad para los beneficios fuera de una institución antes de la obtención de cuidados institucionales puede no requerir una estadía institucional anterior de más de 30 días.

Beneficios Impositivos

Los contratos de seguros de cuidados a largo plazo elegibles para la deducción de impuestos federales ofrecen ciertas ventajas fiscales sobre las rentas federales. Si está pagando una prima para un contrato de cuidados a largo plazo deducible, puede deducir parte de la prima o la prima completa.

Bajos Ingresos

Los adultos mayores que no poseen los recursos económicos para pagar sus gastos de atención médica a largo plazo pueden ser elegibles para Medicaid. Para ser elegible para Medicaid, su ingreso mensual debe ser inferior al nivel federal de pobreza y sus activos no pueden superar ciertos límites.

Medicaid le dará cobertura solo en hogares de ancianos aprobados por Medicaid que brinden el nivel de cuidados que se necesitan. Bajo ciertas circunstancias, Medicaid pagará por atención domiciliaria. Las reglas que rigen Medicaid son complejas. Para más información sobre Medicaid, comuníquese con el Departamento de Servicios para Niños y Familias de la Florida al 1-866-762-2237.

Programa de Sociedad para Cuidados a Largo Plazo (LTCPP)

El Programa de Sociedad de Cuidados a Largo Plazo (LTCPP) está diseñado para ayudar a proteger los activos de los titulares de pólizas de seguros de cuidados a largo plazo que buscan posteriormente los beneficios que brinda Medicaid.

La Ley Federal de Reducción del Déficit de 2005 permitía que los estados establezcan Programas de Sociedad sobre Seguros de Cuidados a Largo Plazo Estatales Calificados. Sin embargo, tener una póliza del LTCPP deducible no garantiza que el asegurado será elegible para Medicaid. El Departamento de Servicios para Niños y Familias determina la elegibilidad de Medicaid en la Florida. Se lo puede contactar al 1-866-762-2237. Haga clic aquí para visitar el sitio web de Medicaid de la Florida para obtener información sobre el Programa de Sociedad para Cuidados a Largo Plazo, supervisado por la Agencia para la Administración del Cuidado de Salud (AHCA).

Mientras que la Florida participa del LTCPP, no todos los estados lo hacen. Si un consumidor planea mudarse a otro estado, verifique con su agencia de elegibilidad de Medicaid para averiguar si participan en el programa. Además, mientras que no todos los estados reconocen pólizas adquiridas en otros estados, la Florida respeta las pólizas de seguro del LTCPP adquiridas en otros estados recíprocos.

La ventaja de la Póliza o Certificado de Programa de Sociedad de Cuidados a Largo Plazo es la no consideración de los activos. A cambio de la compra de pólizas o certificados de sociedad, una parte de los activos de los titulares de pólizas no será considerada al determinar la elegibilidad para los servicios de cuidados a largo plazo de Medicaid, siempre y cuando se solicitan tales servicios.

Tradicionalmente, para ser elegible para Medicaid, los activos de los solicitantes no pueden superar ciertos límites financieros de elegibilidad. Al solicitar servicios de cuidados a largo plazo de Medicaid, el programa permite que las personas que adquirieron estas pólizas retengan un dólar en activos por cada dólar de beneficios del seguro de cuidados a largo plazo pagados por la póliza. Por ejemplo, el límite de activos típico para una persona que solicita servicios de hogares de ancianos es de $2,000. Si un solicitante recibió $100,000 en beneficios mediante un póliza de seguro o certificado del programa de sociedad, puede retener hasta $102,000 en activos.

Póliza de Cuidados a Domicilio

Una póliza de Cuidados a Domicilio es una póliza de beneficios limitados que brinda cobertura en el domicilio del asegurado, a veces luego de un alta temprana del hospital, debido a una enfermedad o lesión. No debe confundirse con los Beneficios de Atención Médica a Domicilio que están disponibles en una Póliza de Cuidados a Largo Plazo.

Los beneficios de Cuidados a Domicilio en una Póliza de Cuidados a Domicilio están limitados a los casos de necesidad médica o cuando las actividades cotidianas estén limitadas. La persona asegurada debe estar bajo la atención de un médico. El médico determina la necesidad de cuidados a domicilio y establece los beneficios diarios que se necesitan. La estructura de la póliza especificará un periodo de tiempo máximo de cuidados y un beneficio máximo por hora de cuidados.

Comunidades de cuidados continuos para jubilados

Las Comunidades de Cuidados Continuos para Jubilados (CCRC, por sus siglas en inglés) son centros para jubilados que se contratan para que el residente reciba refugio y atención médica por una tarifa de entrada y tarifas mensuales periódicas. También se conocen como "instalaciones de cuidados de salud". También se pueden ofrecer contratos de cuidados domiciliarios continuos. Son contratos por servicios ofrecidos por CCRC y están diseñados para brindar asistencia con las actividades cotidianas para personas que no viven en el CCRC. Estos contratos dan la opción de permitir que el consumidor se mude al CCRC más adelante.

Estas instalaciones tienen licencia de la Oficina de Regulación de Seguros (OIR). La información sobre las comunidades de cuidados continuos comienza en la página 18 de un cuadernillo, publicado por el Departamento de Servicios Financieros, titulado "Cuidados a Largo Plazo: Guía para los Consumidores". La información incluye una lista de las responsabilidades de las instalaciones, los servicios que brindan y las diferentes maneras en que se financian. La OIR también ofrece un mapa de los CCRC ubicados por condado en el siguiente enlace: http://www.floir.com/siteDocuments/CCRCHyperlinkMap.pdf

Además de la información de los CCRC, la guía ofrece una lista de preguntas para considerar al comprar una póliza de cuidados a largo plazo y las normas según las cuales evaluar a los proveedores.

Consejos sobre Seguros de Cuidados a Largo Plazo

¡¡Verifique antes de comprar!! Contáctenos a fin de verificar la licencia del agente y de la compañía de seguros antes de firmar la solicitud para una póliza.

Guía de Seguros de Cuidados a Largo Plazo: La guía es una herramienta excelente si está buscando una póliza de seguro. Lo ayudará a comprender la cobertura y sus derechos y obligaciones.

¡Revise su póliza con atención! Comprenda su cobertura, dónde se brindará la asistencia, cuándo comienza y cuánto dura.

Las personas tienen una disposición de revisión gratuita de 30 días. Usted tiene el derecho de tomarse hasta 30 días para revisar su póliza y decidir si quiere conservarla o devolverla, y obtener un reembolso completo.

Una póliza individual debe incluir una provisión de periodo de gracia. El periodo de gracia en los pagos de primas es de 30 días para las pólizas de Seguro de Cuidados a Largo Plazo.

Los contratos de servicio de amas de casa no son un seguro. Debido a que estos planes no son seguros, no hay protección si la compañía sale del negocio.

Contáctenos o Presente una Queja

En caso de necesitar información adicional, puede hablar con un especialista en seguros en el horario de 8 a.m. - 5:00 p.m. llamando a uno de los siguientes números telefónicos:

1-877-MY-FL-CFO (1-877-693-5236)

Llamadas Desde Fuera del Estado: (850) 413-3089

También puede contactarnos para solicitar asistencia en cualquier momento enviando un email a Consumer.Services@MyFloridaCFO.com. o presentar una queja a través de nuestro sitio web "Asistencia en Línea al Consumidor".